jueves, 7 de julio de 2011

A bajar de peso...

Me dieron el resultado de mi chequeo médico preventivo y tengo una buena noticia y una mala noticia.  La buena noticia es que no me voy a morir por el momento y la mala noticia es que tengo la hemoglobina en 8.3 y el colesterol en 207.  Es decir anemia + colesterol ligeramente elevado.  Felizmente ya había empezado mi dieta y por tanto estoy comiendo mas sano, sino no quiero imaginar que me hubieran dicho.  Tampoco me hizo mucha gracia que digan "el tejido adiposo se distribuye...", eso que llegué con 4 kilos menos!

Pues efectivamente, a pesar de que al inicio de este blog dije con mucho orgullo que era gordita, lo cierto es que tengo que dejar de serlo, no solo por salud, sino porque también me vienen mis bajones, sobre todo cuando contemplo fotos de algún acontecimiento y a diferencia de la negación que se produce cuando estoy frente al espejo y me digo: Estoy gordita pero tampoco taaantoooo...  frente a las fotos no me queda sino aceptar que en algunos casos parezco una chapana y en otros un tamal mal envuelto.  Así que esto no puede continuar.

Muy consciente como me encuentro en este momento, he regresado ya hace un tiempito al abrigo de mi nutricionista que viene a mi oficina, me pesa aquí, me da los índices de grasa, me pellizca los rollos y me da mi dieta para dos semanas explicándome pacientemente que debo comer y que no.  Gaby (mi nutricionista) tiene claro que conmigo no funciona eso de almorzar un pedazo de pollo hervido y tres lechugas, porque la dieta no duraría mas de una semana, por lo que me da dietas variadas aunque ello signifique que baje lentamente.

Las primeras semanas bajé un poco mas, pero esto si ha sido un exceso... esta vez bajé solo 100 gramos!!! ya me río de mi misma! pero que pretendía cuando en estas últimas semanas he estado llena de eventos sociales que incluían almuerzos y comidas y mas allá de no comer el postre, no he estado básicamente muy aplicada.

Como parte del proceso, además, mis amigas Liz y Anita se pusieron a dieta conmigo.  La idea era competir entre las tres y de esa forma motivarnos a bajar de peso, pero aquí públicamente debo manifestar que mis dos compañeras de dietas son PESIMAS.  No me sirven de ayuda para nada, porque cada cual se anda saliendo de la dieta un día no y dos sí.  Cuando se trata de comida son más fáciles que Susy Díaz.  Así que mi proyecto de ayuda mutua ha fracasado estrenduosamente. 

Pero pienso continuar con esta vaina... comiendo siempre leyendo un papel que me dice que sí y que no, poniéndome de mal humor, porque eso es inevitable, y comiendo grandes cantidades de ajonjolí que según Gaby ayuda con el tema de la ansiedad... creo que tendré que aumentar la dosis...

2 comentarios:

  1. Una taza de té verde después de las comidas también puede ayudar. Consúltalo con mi tocaya.

    ResponderEliminar
  2. bien x ti claudia, q te hayas propuesto a bajar de peso ;D

    se ve un poco feo, cuando ves las fotos de hace algunos años, y luego te ves como estas ahora,y si, ahi dan ganas de segir bajando
    suerte

    ResponderEliminar

Si quieres contarme algo... éste es el lugar adecuado! gracias por comentar!

Seguidores

Seguir por correo electrónico